“Shaki tú estas bien bonita
Aunque también me gustabas cuando estabas más gordita
Con el pelito negrito y la cara redondita
Así medio rockerita

René Pérez. Calle 13

No me perdonaría mi memoria de marica nacido en los 80, si me permito iniciar este post sin declararme abierta y ORGULLOSAMENTE fan de Shakira…con movida de cadera y todo-, punto. Sí señorxs, este San Andresano desde muy temprana edad tuvo la oportunidad de conocer la voz particular de esta barranquillera de ascendencia Sirio Libanesa, quien en sus conciertos descrestaba a sus fans con la potencia de sus voz de chivo, sus vibratos estridentes siempre criticados con rudeza y subestimados por los “expertos” y, por supuesto, las patadas y puños que tiraba al aire con kinésica hipnótica. Shakira nació en Colombia el 2 de febrero de 1977 y ha ganado entre muchos otros, dos Premios Grammy, siete Premios Grammy Latinos, 12 Premios Billboard de la Música Latina y ha sido nominada para un Globo de Oro. Además es la única artista que ha cantado tres veces en mundiales de fútbol.

Shakira Me enamoré

Todavía recuerdo con nostalgia una noche mientras comía desesperado una porción de pizza y escuchaba emocionado en Radio Tiempo el sorteo de unas boletas en la desaparecida pizzería “Los Faraones”, en el barrio el Socorro en Cartagena. En esa ocasión regalaban boletas para ver a la cantante interpretar su álbum Pies Descalzos en el estadio de fútbol Pedro de Heredia (1996), en el marco de una gira de conciertos a nivel nacional. La misma época en la que los evangélicos bombardeaban las iglesias con supuestas grabaciones subliminales que la emparentaban con satanás y vínculos extrasensoriales con el más allá por algunas de sus letras.

“Pero si a la hora del té

Nada pasa

Sólo te irás lejos de casa

Por haber traído un habitante más

A ingresar a esta podrida ciudad

Donde lo que no se quiere se mata”.

Una proyección prematura de lo que vivimos hoy con el loco de Arrázola, me parece, y que corrobora el dicho de que nadie es profeta en su tierra, pues, justo para esa época, iniciaría la producción que la lanzaría al estrellato de grandes ligas y de paso la alejaría de semejantes y esquizofrénicas deducciones locales.

Debo admitir, hoy con un poco vergüenza, que fui uno de los primeros en recibir con emoción la internacionalización de nuestra representante más significativa en materia  musical. Una en una lista que se ha ido alargando con el paso del tiempo y la incursión de más artistas con perfiles cada vez más sobrecompensados, perdón, urbanos. La internacionalización de su música valorizó y de paso monetizó en dólares lo que con tanto esfuerzo, estigma, crítica y subestimaciones recibió en su tierra.

Fue en 2001, cuando nuestra Shak lanzó su primer álbum en inglés, Laundry Service, que rápidamente le trajo el éxito en el mercado de Estados Unidos que había estado esperando. El álbum alcanzó el número 3 en el listado Billboard 200, vendiendo más de 200,000 copias en su primera semana de lanzamiento. Los grandes éxitos del Servicio de Lavandería incluyen, entre otros, “Whenever, Wherever”, “Te dejo Madrid” y “Underneath your clothes”.

Su siguiente disco, Fijación Oral, incluiría uno de los éxitos más grandes de su carrera, “Hips don´t lie”, #1 a nivel mundial, con el que la barranquillera demostrara la verdad del dicho según el cual, en el país del Sagrado Corazón de Jesús, “todo lo del pobre es robao”, y por lo tanto, el talento de Shakira debía esperar el espaldarazo Yankee, teñirse el pelo de rubio y cantarle a la estatua de la Libertad, para que de esa forma pudiéramos corear a todo pulmón y con ORGULLO EN PECHO En Barranquilla se baila así… NOJODA”, mientras se contonea la cadera al ritmo de un interludio de 7 segundos de cumbia colombiana… wepajé.

Hoy, más de 10 años después de aquellos éxitos, podemos ver con claridad cómo el mundo de la música ha cambiado. La industria se encaprichó, cual sugar daddy con novio nuevo, con un estilo, digamos, narco/hipersexualizado/machista, el cual se ha encargado de nutrir ritmos con tecnología de producción tanto sonora como visual, para representar a los nuevos figurines de la contemporaneidad: jóvenes con pinta de traquetos, sobrecompensados con carros lujosos y prepagos para salir en la foto sobrecompensada. No será difícil identificar entonces cómo fue que el reguetón moderno, el trap y sus derivados, llegaron hasta el extremo de “acorralar” comercialmente a muchos artistas con trayectorias impecables y movilizarlos hacia ese nuevo y volátil terreno.

Shakira Pelo negro

Recuerdo a la joven apasionada que se atrevió a radiografiar en Pies Descalzos Sueños Blancos las inconformidades de nacer, vivir y enamorarse a finales de los 90s, una época llena cambios y reconfiguración de los convencionalismos sociales. En aquel entonces, Shakira cantaba:

“Construiste un mundo exacto de acabados tan perfectos

Cada cosa calculada en su espacio y a su tiempo

Yo que soy un caos completo, las entradas, las salidas

Los nombres y las medidas no me caben en los sesos”

Es a esa mujer crítica e inconforme a la que invoco en estos momentos de la historia, para que tenga una participación más activa, por ejemplo, en la construcción de nuevos y más asertivos imaginarios sobre las mujeres que escuchan y bailan su música. Shakira, te informamos que mientras cantas ese popular reguetón junto a tu paisano Maluma, cientos de niñas, incluidas las de tu fundación, se ven representadas como objetos sexuales que no necesitan la educación que les ofreces, sabes por qué… Porque solo deben ser una de las 4 babys del pendejo machista cuya carrera ayudas a impulsar. ¿Sabes cuántas mujeres colombianas talentosas como tú requieren de un pequeño empujoncito y que cacheteas con cada chantaje que le coreas al paisa que “las vuelve locas a todas”?

Shakira es una de esas pocas artistas que logró convertir su particular voz y letras en un elemento constitutivo de marca MUNDIAL, que hoy conocemos como SHAKIRA y que  en la actualidad la lleva a bailar alrededor del mundo, moviendo las caderas, no al ritmo de pop, rock o danza del vientre, al mejor estilo de Ojos así, sino del básico y elemental R E G U E T Ó N, a dueto con los mismos reguetoneros sobrecompensados mencionados arriba… ah y también con Piqué, Sasha, Milán y su fundación. Por cierto, Piqué se pronunció sobre la independencia de Cataluña… ¿lo notaste?

Pero lo que me convoca a este texto tiene que ver más con su música y su evolución profesional como artista consagrada, que con cualquiera de los millones de tópicos por los que podríamos abordar la vida de la artista de La Arenosa. No mentiría mi boca, como tampoco las caderas de la barranquillera, si advertimos al lector distraído que Shakira Isabel Mebarak Ripoll nunca ha sido 100% del agrado colectivo; ya sea por su estilo bucólico rockero, sus novios, los acentos de sus novios o el hecho de que ella los termine adoptando como propios, siempre ha tenido sus críticos. Lo que sí es cierto es que existe una alta probabilidad de que la memoria colectiva colombiana sea capaz de corear al unísono varias de sus canciones y tratar de repetir los trabalenguas que tanto gustaron en sus primeros sencillos.

“Tu terrón de sal, un rayo de sol

Que a donde digas que tú quieras que yo vaya voy

Eres mi desliz, mi país feliz

Mi primavera, mi escalera al cielo sí

Por eso sigo aquí, camino contigo

A ti nunca podría decirte que no”

 

¿Vieron?, ahí les va otra:

 

“Te busque en al armario,

En el abecedario, debajo del carro

En el negro en el blanco

En los libros de historia

En las revistas y en la radio

Te busqué por las calles, en donde tu madre

En cuadros de botero, en mi monedero

En dos mil religiones, te busqué hasta en mis canciones”

 Shakira ha escrito he interpretado 9 Álbumes de estudio, Pies Descalzos (1995), Dónde están los ladrones, (1998) Laundry Service / Servicio de lavandería (2001), Fijación Oral Volumen I y II (2005), She Wolf /Loba (2009), Sale el sol (2010), Shakira (2014), El Dorado (2017), la mayoría con ayuda de productores y amigxs latinxs que desde Estados Unidos la ayudaron a impulsar estratégica y milimétricamente su carrera.

Shakira-nicky-jam-El-Dorado-party-2017-billboard-1548

Pero la internacionalización de Shakira trajo consigo la necesidad de actualizarse y poner en sintonía sus nuevas producciones con la música de moda; y es allí donde resalta su último disco llamado El Dorado; producción muy esperada por todxs sus fans y que llegó  justo cuando ya eran agudas las críticas a la cantante con relación al rumbo por el que había dejado ir su música. Los sintetizadores, beats reguetoneros y el autotune, reemplazaron a la guitarra electroacústica y la armónica con la que nos embobaba en sus clásicos. Hoy, al parecer, nos toca conformarnos con: “Me enananamoré, me enananamo… un mojito, dos mojitos, mira que ojitos bonitos” y así sucesivamente.

No podremos considerar como un tesoro mítico perdido a una producción musical en la que la mayoría de las canciones son reguetones a dueto con reguetoneros (desde ahí el panorama inicia con el pié cojo). Shakira, para defender tu elección, dijiste en una entrevista que el reguetón es más antiguo de lo que creemos. Punto. Atrás quedaron las producciones ricas en sonidos y mezclas análogas y digitales que le imprimían originalidad pero sobre todo ALTURA musical al asunto.

Otro de los aspectos que desborda mi interés por la vida de la cantautora es su rol más político, y que a la vez permite hacer la odiosa pero a veces necesaria comparación de estilos y de pertinencia participativa en los asuntos políticos, cuya capacidad de INFLUENCIA podría repercutir significativamente en el bienestar de millones.

En octubre de 2010, por ejemplo, expresó su desacuerdo con la política del Presidente francés, Nicolás Sarkozy, de expulsar a los gitanos rumanos de ese país. En la edición española de la revista GQ, dedicó unas palabras a Sarkozy: “Todos somos gitanos. Lo que les pasa ahora a ellos (los gitanos) les pasará a nuestros hijos y a los hijos de nuestro hijos. Debemos recurrir a la acción ciudadana por los derechos fundamentales del ser humano y denunciar todo lo que nos parece denunciable”. Shakira, mama… ¿y los niños de la Guajira para cuándo? ¿Y los falsos positivos…? ¿Cuánta sangre gitana necesitan para llamar tu atención?… Muchos eran de Soacha, ¿conoces Soacha, Shaki?

Shakira Cumbre de las américas

Y hablo de verla políticamente en acciones concretas, porque la fundación Pies Descalzos y sus pronunciamientos sobre la pobreza y la falta de educación en el desarrollo social de los niños y niñas,  parece que se resolviera con retórica. En octubre de 2011, el entonces presidente de los Estados Unidos Barack Obama, te nombró asesora de la Comisión para la Excelencia Educativa de los hispanos. ¿Conoces las cifras de los estándares internacionales y el puesto en el que quedó tu país? Entre las 72 economías participantes, Colombia ocupó la posición 55 en lectura, 58 en ciencias y 62 en matemáticas.

En el activismo lo llamamos: Gestión o p e r a t i v a. No puede ser que, frente a un escenario tan hostil en tu país, nunca se te haya ocurrido dirigirte con nombre propio a alguno de los presidentes entronizados en el poder; o a los senadores -sabrá Dios si conoces algunx-  que con descaro pasmoso, dejan sin comida a los niñxs de los que hablas en las entrevistas como embajadora de buena voluntad. Ojo con la coherencia mujer divina. Que la fundación no se termine interpretando solo como una excusa para bajarte los impuestos y mojar prensa.

Yo soy una persona que nací y crecí en un país en guerra, en un país en conflicto y que he visto los estragos de la guerra y las repercusiones a través de los niños de nuestra fundación… cuidado te rompes el brazo y la memoria histórica, mujé. ¿Sabes qué? No me hagas recordar el episodio de “Ublime”, durante la Cumbre de las Américas porque lloraré al ritmo de una de tus canciones más hermosas y poéticas:

“Y aunque parezcas despistado, con ese caminar pausado
Conozco la razón que hace doler tu corazón
Por eso quise hacerte esta canción.

Ya vas a ver cómo van sanando
Poco a poco tus heridas
Ya vas a ver como va
La misma vida a decantar la sal que sobra del mar”

…la voz y palabras musicales de una Shakira que extrañamos. ¿No les parece?

Sin embargo hoy debemos barajar en nuestras mentes que desde hace dos producciones este genio de la música le ha sacado gradualmente el cuerpo al lenguaje musical y la estética que la caracterizó gran parte de su carrera, tal como desaparecieron desde su entrada al mercado anglo, el cabello negro, las patadas y los puños en el escenario. Seguro que Cerati piensa hoy muy parecido a los fans que más te queremos.

NO TE QUEREMOS OLVIDAR, SHAK… REGRESA PRONTO…y olé, perdón,  ¡NOJODA!

LEA TAMBIÉN

Las 10 letras más inteligentes de Shakira

Share